¡Sígueme! =)

¿Te aviso cuando actualice?

jueves, 28 de febrero de 2013

Sopa de shiitake y verduras

En los bazares chinos a menudo me quedo con las ganas de comprar porque, por cuestiones de idioma, el dependiente no me puede explicar qué son los productos y para qué se usan. Pero esta vez fui a una tiendecita donde la mujer habla danés y, además, fui con los deberes hechos, así que mis dudas quedaron resueltas. ¿El resultado? Una sencilla y rica sopa de inspiración asiática.




  • 20 g (5 unidades) de shiitake (setas deshidratadas)
  • 70 g de fideos chinos (los hay de arroz, de soja... estos son de guisantes)
  • 2 coles chinas pequeñas o una mediana
  • 1 zanahoria pequeña
  • 1/2 puerro
  • 1-2 cucharadas de salsa de soja
  • 1,5 l de agua
  • Pimienta negra (Sal al gusto, pero la salsa de soja ya sala)
  • Yo usé especias tailandesas para sopa. Compré un sobre en la tienda china, pero si no encontramos, podemos usar 1 pastilla de caldo de verdura y añadir 1/2 cucharadita de  las especias que tengamos y peguen: jengibre en polvo, cúrcuma, cardamomo, albahaca, tamarindo, hierba limón... al gusto)
  • Un chorrito de limón
  • Opcional: Cebollino picado para decorar. También se puede usar 1/2-1 pastilla de caldo de verduras para incrementar el sabor.

La preparación:




 1. Hervimos los fideos durante 3-5 minutos (comprobamos que estén cocidos), pasamos por agua fría y reservamos.





2. Dejamos las setas a remojo en agua caliente durante 20 minutos. Colamos y reservamos el líquido. Cortamos las setas en lonchas y, si son muy gruesas, también por la mitad.




3. Cortamos a tiras la col (hay distintos tipos de col china). No se desperdicia nada, usamos tallo y hojas. Cortamos a anillas el puerro (y desmontamos las anillas) y cortamos la zanahoria en juliana o en rodajas muy finitas, con ayuda de una mandolina.


4. En una olla de buen tamaño, calentamos el líquido y añadimos el agua que falte para llegar al litro y medio. Añadimos las especias y la salsa de soja junto con las verduras y llevamos a la ebullición removiendo de vez en cuando.

5. Reducimos la temperatura una vez que hierva y dejamos cocer a fuego suave durante 15 minutos. Añadimos un chorrito de limón. Probamos y salpimentamos o corregimos del resto de especias si fuera necesario.


6. Nos mojamos las manos y humedecemos con ellas los fideos, que pierden elasticidad al estar en reposo en contacto con el aire. Los servimos en un cuenco y sobre ellos vertemos la sopa. Si nos apetece, podemos adornar con cebollino picado en la superficie.



¡Buen provecho!

¡Sígueme en facebook! 
https://www.facebook.com/pages/Comer-rico-y-sano/17259703288727

Bergua*



martes, 26 de febrero de 2013

Pizza-burrito



Una alternativa rápida, fácil y con menos carbohidratos que la pizza covencional, es esta preparada sobre una tortita integral (para ingerir más fibra) para burrito. Los ingredientes pueden ser los de vuestra pizza favorita, pero yo hoy os propongo estos:



  • 1 tortita integral para burrito
  • 1/2-1 aguacate (según el tamaño)
  • 60 g de taquitos de jamón york o pechuga de pollo
  • 40-60 g de mozarella rallada light
  • 10 g de pipas (de girasol, de calabaza o ambas)
  • 20 g de maíz
  • 15 g de brotes de soja
  • 4 cucharadas de salsa de tomate (1 tomate de pera, 1/2 cucharadita de orégano, 1/2 de albahaca, 1 diente de ajo y, si queremos darle un toque picante, 1/2 cucharadita de harissa, sambal oelek o chili)
  • Unas gotitas de limón
  • Opcional: 1/2 pimiento verde alargado o apio.


La preparación:

1. Preparamos en la batidora la salsa de tomate; batimos el tomate (sin la parte verde de unión al tallo), el orégano, la albahaca, el ajo y, si queremos, algún ingrediente picante). La distribuimos por la tortita.

2. Si decidimos incluir apio o pimiento, espolvoreamos unos trocitos pequeños sobre el tomate.



3. Sobre el tomate repartimos también los brotes de soja hasta hacer una cama con ellos.


4. Sobre esta cama repartimos el aguacate en cortes de media luna. Rociamos con unas gotitas de limón.

 


5. A continuación distribuimos sobre la tortita el jamón y el maíz.

6. Precalentamos el horno a 200º.


 7. Espolvoreamos la mozarella sobre todo y, finalmente, las pipas.


8. Le damos 8-10 minutos en el horno dejando que se dore. Et voilà!






¡Buen provecho!

¡Sígueme en facebook! 
https://www.facebook.com/pages/Comer-rico-y-sano/17259703288727


Bergua*



sábado, 23 de febrero de 2013

Sepia rellena

Últimamente entre tanto viaje, se hace difícil encontrar tiempo para actualizar o simplemente cocinar. Pero hoy celebro que ¡por fin he encontrado sepia! Producto inusual en Dinamarca, la salvación ha venido de la mano de una tienda de especialidades chinas. Y me estreno con una  sencilla sepia rellena.

  • 2-3 sepias de unos 20 cm de largo
  • 1/2 calabacín
  • 1/2 lata de atún
  • 1/4 de zanahoria (30 cm)
  • 5 cm de puerro
  • 1/2 cebolla mediana
  • 1/2 pimiento rojo
  • 2-4 dientes de ajo
  • Un puñadito de piñones
  • Aceite de oliva
  • Perejil
  • 1 cucharada de vino blanco

La preparación:

1. Cortamos las verduras en daditos y las doramos en una sartén durante unos 10 minutos con un poco de aceite, las especias y los piñones. El atún lo añadiremos al final de la cocción, un par de minutos antes de apagar. 

 2. Sacamos las verduras de la sartén y reservamos en un plato u otro recipiente.


3. En la sartén donde hemos cocinado las verduras, vertemos dos cucharadas de vino blanco para desglasar la sartén, dejamos que se evapore el alcohol y rociamos con el resto las verduras.



4. Lavamos la sepia. El señor que me la vendió me la dio ya vacía y limpia. Rellenamos con las verduras.



  
5. Reutilizamos la sartén para cocinar la sepia, añadiendo una cucharada de aceite. Antes de echar la sepia a la sertén, esperamos a que esta esté bien caliente. Yo cerré la boca atravesándola con un palillo, para prevenir que el relleno se saliera. Para que no quede gomosa ni dura, le damos unos 3-4 minutos a fuego fuerte, girándola y asegurándonos de que se cocina por todas partes.









6. También podemos servir parte del relleno como guarnición.

¡Buen provecho!



Bergua*


martes, 5 de febrero de 2013

Chili vegetariano con arroz

¡Cómo me cuesta cocinar para mí sola! Y es que mi vikingo está de prácticas en Noruega. Pero bueno, sigo cocinando para dos y así me da para cena y almuerzo ;) Hoy traigo una versión vegetariana del famoso chili con carne. Para 2.



  • 1/2 lata de frijoles rojos (unos 120g)
  • 1 cebolla pequeña
  • 1/2 calabacín (la idea original era con apio)
  • 1/2 pimiento rojo y 1/2 verde
  • 1/2 lata de tomate natural triturado (unos 125g)
  • 2 dientes de ajo
  • 1/2 lata de cerveza (17cl)
  • 25g de pasas
  • 1-1,5 cucharadas de chili en polvo 
  • 1/2 cucharada de comino molido
  • 1/2 cucharadita de perejil
  • 1/2 cucharadita de orégano
  • 100g de arroz
  • Opcional: nueces o anacardos, maiz en grano, 1/2 cucharadita de cilantro en polvo.

La preparación:

1. Hervimos el arroz, pasamos por agua fría para detener la cocción y reservamos.

2. Lavamos las verduras y las troceamos. El ajo lo picamos.



3. Rehogamos en aceite el ajo y la cebolla y añadimos el apio/calabacín y el pimiento. Lo dejamos 5 minutos a fuego medio-alto y removemos de vez en cuando.







4. Añadimos el tomate y los frijoles y dejamos cocer a fuego medio durante 15 minutos. Movemos de cuando en cuando.



5. Sazonamos con el chili, el comino, el perejil, el orégano y demás. Añadimos las pasas y la cerveza junto con las nueces, si nos apetecen. Removemos para ayudar a que se evapore el alcohol y dejamos cocinar 20 minutos más. El alcohol da un sabor amargo, así que si lo probáis en este paso, no os asustéis. Pasados 5 minutos el sabor auténtico ya se va revelando y podemos corregir si hiciera falta. 


6. Lo servimos con el arroz, al que le podemos dar forma con un molde de silicona para magdalenas o incluso con en una flanera. Si queremos, podemos añadir también unos trocitos de aguacate, para decorar e introducir otro sabor en el plato.



¡Buen provecho!




Bergua*

sábado, 2 de febrero de 2013

Chicken nuggets de coco


Es difícil encontrar receta más fácil que ésta. Para los que tenéis niños, podéis incluso hacerlo con ellos. El sabor general sigue siendo salado, pero el coco le da una chispa especial =) Para acompañarlo, bastoncitos de verdura e incluso manzana se devoran casi sin darse cuenta junto con los bocaditos de pollo ;) Las cantidad dependen de los comensales, aquí hay para 1 o para compartir.


  • 1 pechuga de pollo 
  • Harina
  • 1 huevo
  • Virutas de coco deshidratado
  • Aceite de oliva
  • 1/2 zanahoria
  • 1 trozo de pepino
  • 1/2 tomate
  • 1/2 manzana

La preparación:

1. Ponemos un poquito de aceite a calentar a fuego medio-alto en una sartén. No hace falta que abusemos. Yo no llevo a poner un dedo de aceite, sólo lo suficiente para cubrir la superficie.

2. Batimos el huevo en un recipiente. En otro recipiente, mezclamos un puñado de coco rallado con harina.

3. Cortamos la carne en trocitos más o menos del mismo tamaño y no demasiado gruesos. La pasamos por el huevo y luego la rebozamos en la harina con el coco.



4. Distribuimos los nuggets con cuidado por la sartén y bajamos el fuego a medio. Dejamos que se cuezan por los dos lados y a medida que los vamos sacando, los dejamos reposar sobre papel absorbente, para deshacernos del aceite sobrante.


 5. Servimos con bastoncitos de zanahoria y pepino y trozos finos de tomate y manzana. ¡Listo!



¡Buen provecho!




 Bergua*